sábado, octubre 1, 2022

Murió la beluga enferma que se perdió en el Sena

Más leídas

La beluga, extraída del Sena en una operación de rescate durante la noche del martes, murió camino a Ouistreham en Calvados. Así lo informó la Prefectura del departamento francés.

La beluga, descubierta hace más de una semana en el Sena, fue sacrificada durante el traslado desde una esclusa del Eure al puerto de Ouistreham, donde tuvo que permanecer unos días para ser tratada.

“A pesar de una operación de rescate sin precedentes para la beluga, nos entristece anunciar la muerte del cetáceo”, anunció la prefectura en Twitter.

El animal, un macho que pese a sus 800 kilos estaba más delgado de lo que corresponde a un cetáceo de estas características, se encontraba enfermo y no podía alimentarse.

“La beluga llegó esta mañana al Servicio de Inspección Veterinaria y Fitosanitaria Fronteriza (Sivep), ubicado en Ouistreham, para someterse a una evaluación veterinaria y sanitaria antes de considerar su posible traslado a la esclusa de Ouistreham”, dijo la prefectura de Calvados en un comunicado.

“A pesar de los medios técnicos y logísticos empleados, las condiciones del cetáceo lamentablemente empeoraron durante el viaje. El informe veterinario destacaba una situación de gran debilidad de la beluga. Por lo tanto, la decisión de someterla a eutanasia se tomó de manera colegiada, con los veterinarios”, agregó la prefectura.

En la cuenta de la red social Twitter, la veterinaria del Sdis Florence Ollivet-Courtois explicó que el cetáceo había sufrido un empeoramiento de su estado durante el transporte en camión.

“Durante el viaje, los veterinarios notaron un empeoramiento de su condición, en particular de sus actividades respiratorias. Y pudimos ver que el animal estaba en anoxia (una disminución en la cantidad de oxígeno, NDR), por lo tanto, insuficientemente ventilado, sufrió mucho”, dijo Ollivet-Courtois.

  VIDEO | Encuentran 230 ballenas varadas en Australia, la mitad parecen estar muertas

“Decidimos que no era apropiado liberarlo y, en consecuencia, tuvimos que sacrificarlo”, agregó.

La presencia del animal marino que suele vivir en aguas frías, avistado hace más de una semana en el Sena, había causado sensación incluso más allá de las fronteras francesas.

Alrededor de las 4 de la mañana, luego de seis horas de operaciones, el cetáceo fue levantado de una red tirada por una grúa y colocado en una barcaza.

La beluga debía ser llevada a una cuenca de agua de mar en una esclusa en el puerto de Ouistreham antes de ser liberada en mar abierto.

La beluga es un cetáceo blanco de la familia Monodontidae, presente en Alaska, Groenlandia, Canadá y Rusia.

Según el observatorio Pelagis, especializado en mamíferos marinos, la beluga vive normalmente en aguas árticas y subárticas.

Esta es la segunda beluga perdida en aguas francesas, después de que un pescador del estuario del Loira atrapara una en sus redes en 1948.

Últimas noticias

Países UE apoyan rebajar límite de residuos de pesticidas nocivos para abejas

La clotianidina y el tiametoxam presentan "un riesgo elevado para los polinizadores".

Noticias relacionadas