Fundación Vida Silvestre Argentina y HSCB se unen para reducir la basura marina en la costa bonaerense

Desde el 2020, Fundación Vida Silvestre Argentina con el apoyo del banco HSBC, trabajan en conjunto en diferentes proyectos de conservación, que permiten abarcar problemáticas ambientales de nuestro país.

Al cierre de la temporada de verano 2022 y por segundo año consecutivo, se finalizó la implementación de un programa para reducir la basura plástica en el mar argentino y fortalecer balnearios de Pinamar y Cariló. El objetivo de este programa hizo hincapié en mejorar el sistema de recolección de residuos y su posterior clasificación, en busca de consolidar la economía circular e impactar positivamente en los ecosistemas marinos.

Trabajando con la cooperativa Reciclando Conciencia como socio local, se asesoró y acompañó a cinco balnearios (Marbella, Mirasoles, La Negra María, Divisadero y San Javier) para la incorporación de buenas prácticas ambientales, entorno a la recolección de residuos.

Esta iniciativa abarcó la instalación de módulos de disposición de residuos diferenciales, cartelería de concientización sobre la problemática de la basura marina, capacitaciones para el personal de cada balneario y servicio de recolección diferencial de los residuos para aumentar la recolección del material reciclable en sus establecimientos.

De esta manera, pudo mejorarse la forma en que los residuos fueron desechados a la vez que permitió sensibilizar a los turistas sobre la contaminación por plástico, en el pico récord de una temporada de verano que exigió a los servicios locales extenderse al máximo.

Verónica García, Especialista en Ecosistemas Marinos y Pesca Sustentable de Fundación Vida Silvestre remarcó que “El problema de la contaminación por plásticos es global, y ocurre porque la producción y consumo de plásticos es excesiva y el manejo de los residuos deficiente. Por eso trabajar en la mejora de la gestión de los residuos es vital en este proceso. El proyecto de reducción de la basura plástica en el mar argentino de Vida Silvestre tiene como objetivo principal generar las condiciones apropiadas a nivel local, con actores estratégicos, para que los residuos plásticos que llegan al mar desde la costa se reduzcan en un 50% al 2025”

En este segundo año de implementación se logró alcanzar a 50 mil turistas a través del fortalecimiento de estos 5 balnearios antes mencionados, lo que permitió que 247 kilos de residuos plásticos no terminaran en el mar, ni tampoco en predios de disposición final, y que el 32% de estos residuos plásticos se pudieran incorporar a la economía circular.

“En HSBC estamos comprometidos con un futuro más sustentable y responsable, y es por ello que continuamos reafirmando nuestro compromiso para construir una economía más resiliente y sostenible, impulsando propuestas con un enfoque de triple impacto como el de reducción de plásticos y de basura marina. Creemos que tomar acción es algo indispensable, y cada actor de la sociedad desde su lugar tiene la posibilidad de hacer su parte en muchos temas urgentes como este de proteger nuestros océanos que son fuente de los mayores recursos naturales y biodiversidad. Desde hace ya varios años trabajamos junto a Fundación Vida Silvestre, apoyando diversos proyectos de concientización, restauración y conservación con foco en medioambiente, intentando además mejorar la vida de estas comunidades. Hay mucho por hacer pero confiamos en que vamos por buen camino. Es momento de que más sectores hagan eco y sean parte del cambio” señaló Nicolas Limongelli, Director de Estrategia y Planeamiento, Sustentabilidad Corporativa y Asuntos Públicos de HSBC.

Dando continuidad al trabajo articulado y colaborativo, y en conjunto con el comité científico de la Red Sepia (Red Científica de Estudio del Impacto del Plástico), Fundación Vida Silvestre acompañó la organización de las “Primeras Jornadas Virtuales de la Red Científica de Estudio del Impacto del Plástico (SEPIA)”. Con la asistencia de 90 participantes, entre investigadores del CONICET, academia, organizaciones sociales y ONGs, y el Ministerio de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible de la Nación, este taller fue una oportunidad para que los investigadores locales pudieran presentar los avances en su investigación, y conocer la acción social que sucede en diversos ambientes sobre la problemática de la contaminación por plástico.

Se compartieron también los campos de trabajo de cada uno de los científicos, acordando por primera vez metodologías de estudio, de monitoreo y de expresión de resultados, lo que permitirá contar con indicadores sólidos en temas asociados a la contaminación por plásticos.

En esta línea de trabajo se desarrolló también, como elemento integral del programa, un cuadernillo para docentes y multiplicadores ambientales sobre la ecorregión del Mar Argentino, con énfasis en la problemática de la contaminación por plásticos, que permita brindar herramientas y actividades didácticas para quienes aborden esta problemática desde la educación ambiental.

El problema de los residuos plásticos en el mar afecta a más de 800 especies marinas, contamina los ecosistemas y daña la salud de las personas. En el último Censo Provincial de Basura Costera Marina realizado en el 2021, y como resultado del trabajo conjunto entre más de 20 instituciones costeras en 21 localidades bonaerenses, los residuos plásticos continúan siendo uno de los mayores problemas en la costa atlántica argentina, representando el 84,5% de los elementos censados, lo que indica que la prevención, la gestión y la correcta recolección es esencial para evitar que la basura plástica llegue al mar.

Tags:

Esto tambien te puede interesar

cultivos

Agricultura sustentable: la biotecnología llegó para quedarse

La industria nacional de productos biológicos para el agro se afianza cada vez más. ...