lunes, diciembre 5, 2022

Murió un cóndor que estaba en un plan controlado por comer un animal baleado

Más leídas

“Las balas de plomo siguen cobrando víctimas aun después de haber sido disparadas”,

así comienza un comunicado que emitió el Programa Conservación Cóndor Andino luego de encontrar un ejemplar de cóndor sin vida en la costa atlántica.

Un equipo técnico de Fundación Temaiken constató al realizarle la necropsia que el ave había ingerido su alimento con una bala de plomo. Esto sucede cuando los cazadores abandonan sus presas en medio del campo sin tener en cuenta que estas aves carroñeras se alimentan de otros animales muertos.

El comunicado termina diciendo que en “Argentina se sigue utilizando estas municiones de plomo que tienen un tremendo impacto sobre la vida silvestre y el ambiente”.

  Los tiburones verdes que brillan en la oscuridad
Últimas noticias

El Ejército tiene su primer edificio sustentable con 338 paneles solares

La iniciativa permite reducir hasta un 70 por ciento la demanda de electricidad realizada a la prestadora del servicio local de energía.

Noticias relacionadas