España: El incendio en Seseña multiplicó por diez los niveles de sustancias cancerígenas

Más leídas
El incendio del vertedero ilegal de neumáticos de Seseña dejó importantes niveles de contaminantes tanto en el aire como en los alimentos producidos en la zona, además de lo que supuso para los vecinos de El Quiñon respirar las decenas de productos tóxicos y cancerígenos contenidos en el humo procedente del siniestro durante los cerca de 20 días que tardó en extinguirse.

 
La cantidad de hidrocarburos aromáticos policíclicos, un grupo de productos químicos de los que siete tienen efectos cancerígenos, presentes en las muestras de aire tomadas tras la extinción del incendio en la zona de El Quiñón, son 13 veces superiores a los de Tarragona, donde se halla el polígono petroquímico más importante del sur de Europa.
 
Esas son las principales conclusiones de un estudio sobre la exposición a los contaminantes emitidos en el incendio del almacén ilegal, realizado por la Cátedra de Toxicología y Salud Ambiental de la universidad pública Rovira i Virgili, en colaboración con Ecologistas en Acción.
 
El estudio se realizó a partir del análisis de muestras de aire, suelo, agua y alimentos tomadas entre los días 6 y 10 de junio en diferentes zonas alrededor del vertedero.
 
En cada una de las muestras, se analizaron los niveles de 16 hidrocarburos aromáticos policíclicos (incluidos los siete potenciales cancerígenos).
 
Además de los extremadamente altos niveles de productos cancerígenos en las muestras de aire de El Quiñón, los autores detectaron también niveles 10 veces superiores a lo habitual en muestras de alimentos y cultivos locales, procedentes de huertos particulares, no destinados a su comercialización.
Últimas noticias

Hallan una pirámide en la Antártida idéntica a las de Egipto

Tras la viralización de una pirámide en la Antártida los usuarios en las redes elaboraron teorías conspirativas