Argentina: alarma en el nordeste por veloz crecida de los ríos Iguazú y Paraná

Las costas de Misiones y Corrientes podrían sentir en las próximas horas la furia del río Paraná, que este lunes aceleró su ritmo de creciente hasta en un metro por hora en Brasil, en sintonía con el río Iguazú, que ya multiplicó por veinte su caudal.

Según un comunicado de alerta emitido por la Entidad Binacional Itaipú, ubicada sobre el río Paraná entre Brasil y Paraguay, el afluente registraba una suba de hasta ‘un metro’ por hora debido a las fuertes lluvias registradas entre el jueves y domingo últimos.
 
La institución indicó que ‘el nivel del río Paraná, en la estación hidrométrica de Puente de la Amistad, llegó a una cota de 103,91 metros a primera hora de la tarde y que se registró una cota de 103,74 metros en la estación hidrométrica de Iate Club Cataratas’.
 
‘Durante el resto del día se aguarda que el nivel del río aumente con un metro por hora y alcance la cota 108,00 metros’, informó Itaipú en su comunicado, en el que aclara que esa situación afectará en principio a las costas de Paraguay y Brasil, y luego descenderá hacia territorio argentino.
 
Por su parte, las autoridades del Parque Nacional Iguazú dispusieron el cierre de todos los circuitos del área turística, en Cataratas.
 
La Entidad Binacional Yaciretá, informó este lunes que ‘se consolida el ascenso de los caudales del río Paraná, luego de haberse verificado una importante creciente del río Iguazú, cuyos caudales han llegado a 32.000 metros cúbicos por segundo (20 veces su valor normal) en Porto Capanema, Brasil’.
 
Las precipitaciones en el sur de Brasil generaron un gran crecimiento del caudal del río Iguazú, que es el principal afluente del Paraná, y la represa hidroeléctrica Yacyretá podría verse obligada a abrir sus compuertas si es que el agua supera el nivel máximo de 83 metros (cota).
 
El alerta emitida por la Entidad Binacional generó gran preocupación en las localidades de Corrientes y Misiones que están ubicadas sobre la costa del Paraná, teniendo en cuenta que en junio del año pasado se vieron seriamente afectadas por el mismo problema de las intensas lluvias en Brasil.
 
En un comunicado, la EBY puso en alerta a toda la región porque entre el sábado y domingo pasados se registraron precipitaciones en Iguazú, ‘con las que ha comenzado a producirse un repunte de los caudales’.
La entidad sostuvo que, de acuerdo al seguimiento de los últimos registros de crecida del Paraná, durante esta semana se superará el umbral de alerta en la localidad correntina de Ituzaingó que es de 3,5 metros.
 
En tanto, las autoridades del Instituto Correntino del Agua y el Ambiente (Icaa) informaron que para este lunes se esperaba que el Paraná registre un gran crecimiento y no se descartaban inundaciones de poblaciones ubicadas cerca del río.

Tags:

Esto tambien te puede interesar