Almirante Brown: más de 100 mil kilos de basura electrónica, con destino seguro

¿Qué hacer con un celular que ya no funciona? ¿Dónde se tira un monitor o CPU en desuso? La respuesta más rápida y frecuente suele ser: se arroja a la basura. Pero los especialistas indican que ésa no es la contestación correcta ni la más adecuada para el medio ambiente. Los Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (RAEE) tienen metales pesados y tóxicos.

Durante su vida útil, los materiales dañinos de los equipos no son una amenaza (están contenidos en circuitos, cables, etc.), el problema surge cuando son dispuestos como desechos normales y su destino muchas veces termina en basurales clandestinos, rellenos sanitarios o incineradores.

 
El resultado: sus componentes emergen, contaminan el entorno y provocan daños ambientales. Para reducirlos al mínimo y aprovechar al máximo los elementos que pueden ser reutilizados, el Municipio emprendió hace cuatro años un programa de reciclado de este tipo de desechos. Desde ese momento, se le dio un destino seguro a más de 100 mil kilos de basura electrónica.
 
‘En el distrito hay nueve puntos donde los vecinos pueden desechar sus RAEE. Están ubicados en Adrogué, Burzaco y Glew. Además se brinda un servicio a domicilio para la recolección de este tipo de basura. El vecino interesado lo pide por teléfono y los residuos se pasan a buscar puerta por puerta’, explicó a almirantebrown.clarin.com Ricardo Raffetti, encargado del programa de reciclado de RAEE de la Comuna. El trámite es sencillo: aquellos que tienen computadoras y otros aparatos fuera de uso llaman al 4214 -7370 para solicitar su retiro y la Comuna se encarga de su disposición, la gestión es sin cargo.
 
Desde que los aparatos son recogidos por el Municipio, trasladados hasta un depósito donde son acopiados y luego movilizados al Parque Industrial Tecnológico de Quilmes, ubicado sobre Camino General Belgrano, km 10500. Allí la empresa Silkers S.A., autorizada por la secretaría de Ambiente de la Nación, separa, valoriza el material, recicla los componentes que pueden ser reutilizados y exporta algunos elementos como los metales ferrosos/no ferrosos, cables, plaquetas y circuitos integrados -entre otros- a Bélgica.
 
Si bien no existen estadísticas en relación a la cantidad de residuos electrónicos y eléctricos desechados por cada habitante de Almirante Brown, según datos de Greenpeace, en Argentina, durante 2011, se descartaron ’10 millones de teléfonos celulares, más de 1,2 millón de computadoras y más de 400 millones de pilas y baterías’. Mientras que, para el mismo período, la Cámara Argentina de Máquinas de Oficina, Comerciales y Afines (CAMOCA) sostuvo que existían más de 125 mil toneladas de aparatos electrónicos y eléctricos en desuso.
 
Contaminante y reutilizable a la vez, la basura electrónica puede ser tan dañina como valiosa: se calcula que el 90% de las partes de un celular o una computadora pueden ser reciclables. Greenpeace Argentina estima que el 50% de los residuos electrónicos y eléctricos está guardado en oficinas, casas o depósitos, juntando polvo y años de guardado. En tanto que más del 40% se entierra o se descarta en basurales y rellenos. Mientras, crece el desaprovechamiento de recursos y la contaminación. 

Tags:

Esto tambien te puede interesar

España: Producen hidrógeno a partir de residuos plásticos

Además resulta una manera de reciclar residuos plásticos que suelen acabar en vertederos o ...

dormis

México: construyen dormitorios temporales para médicos con envases reciclados de Tetra Pak

Este proyecto tiene por objetivo crear espacios seguros para el personal médico que trabaja ...

Argentina: Buscan atenuar el impacto ambiental que generan los residuos del langostino

El Inti Mar del Plata firmó un convenio tendiente a implementar soluciones tecnológicas que ...