La Rioja: la ruta de los dinosaurios en el Parque Nacional Talampaya

Una visita familiar a la provincia de La Rioja tuvo como principal objetivo conocer el Parque Nacional Talampaya.

 
Se tomó como base la localidad de Villa Unión como lo hace la mayoría de los turistas, ya que es un punto equidistante de fácil acceso a las atracciones regionales.
 
Villa Unión se encuentra en el Valle del Bermejo, entre la Sierra de Famatina y la precordillera, a 275 kilómetros de la ciudad Capital y es sede administrativa y técnica del Parque Nacional Talampaya.
 
Los atractivos de Villa Unión son el embalse Lateral, donde se desarrollan actividades recreativas; el paraje La Isla, formación rocosa con petroglifos de civilizaciones precolombinas, y El Mirador, que ofrece una panorámica del enclave.
 
Al paisaje lo integran también viñedos y bodegas, que constituyen una de las industrias más prósperas de la región. 
 
A muy poca distancia del centro de Villa Unión, se encuentra Banda Florida, donde alquilamos las bicicletas, y nos pusimos en marcha hacia el parque.
 
En bicicleta
En el trayecto cruzamos el río Bermejo en una sucesión de bellos paisajes. La ruta trepa hasta Villa Castelli y, a través de un desvío, se arriba a Banda Florida, población de 500 habitantes que después de los últimos censos quedó integrada a Villa Unión. Una pequeña plaza es el paso hacia el Cañón de Talampaya.
 
El Parque Nacional Talampaya condensa millones de años de historia geológica y sus paredes erosionadas por el transcurrir del tiempo vieron pasar a los dinosaurios y luego al hombre primitivo.
 
El galardón de la Unesco, que  lo declaró Patrimonio de la Humanidad, lo expuso al interés de vivistantes de todo el mundo. 
 
Tres circuitos
Se ofrecen tres circuitos para conocer el parque: El Murallón, que se anuncia con petroglifos tallados en la piedra por antiguas culturas indígenas. El lugar muestra también morteros en la piedra cuya autoría se adjudica a las culturas ciénaga y diaguita y el interior del cañón, que alcanza 150 metros de altura; La Chimenea, y otras tres geoformas que la imaginación popular bautizó como Los Reyes Magos, La Catedral y El Monje.  
 
Un segundo circuito turístico denominado Los Cajones, que transcurre por un cañón que de manera paulatina se va angostando y al final llega a Los Pizarrones, gran mural de 15 metros de largo con antiguos grabados.
 
El último recorrido es el más largo y demanda unas seis horas. La meta es la Ciudad Perdida y se lleva a cabo en camionetas que avanzan por el lecho seco del río Gualo. El último tramo se concreta a pie y es cuando se encuentra un mirador natural, con un cráter de tres kilómetros de extensión, que muestra increíbles formaciones en el interior. 
 
Es una depresión de alrededor de 70 metros de profundidad y con largos laberintos antiguamente recorridos por cauces de agua y un magnífico anfiteatro natural.
 
Lo que hay que saber
Distancias. Villa Unión se encuentra a 275 kilómetros de La Rioja capital; a 35 kilómetros de Pagancillo y a cinco de Banda Florida. 
 
Temporada. Si la visita  se concreta en invierno, como las temperaturas son bajas hay que prever la finalización en horas de sol. Sin embargo, en verano no es recomendable la visita por el intenso calor. 
 
Sugerencia. El Museo de Ciencias Naturales de la Universidad de La Rioja (avenida Laprida y Vicente Bustos) expone numerosos fósiles prehistóricos que  habitaron el Parque Nacional Talampaya. La visita resulta un complemento ideal para el recorrido arqueológico. Horarios: de lunes a viernes de 9 a 12 y de 18 a 20.

La Voz del Interior

Tags:

Esto tambien te puede interesar