La Ciudad de Mendoza declaró la emergencia climática

cambio climático

El intendente Ulpiano Suarez declaró la emergencia climática, a partir de lo cual la Ciudad de Mendoza se convierte en el primer municipio del país en tomar esta medida y se suma a las capitales internacionales con conciencia ambiental.

Con esto se busca establecer una estrategia programática que dé un marco para generar acciones en diversos sectores, generando un impacto y compromiso en los vecinos, comerciantes y visitantes.

Esta acción se inscribe en el concepto de triple impacto que promueve el intendente, para generar de manera equilibrada e integral el desarrollo económico, la integración e inclusión social y el cuidado del ambiente.

En ese sentido y teniendo en cuenta el compromiso con los vecinos de avanzar hacia una ciudad sustentable, Suarez destacó: “El cambio climático está siendo analizado a nivel mundial, por lo que declaramos, desde la Ciudad de Mendoza, la emergencia como un marco de referencia para avanzar en acciones concretas”.

“Queremos liderar una sinergia en el área metropolitana, en los ámbitos públicos, privados, con los vecinos y turistas, para avanzar en medidas necesarias que debemos tomar en conjunto. Estoy convencido de que, entre todos, podemos hacer de esta ciudad una ciudad sostenible con calidad de vida para las futuras generaciones”, añadió el intendente Ulpiano Suarez.

La medida está fundamentada en que “la Ciudad de Mendoza no escapa a los impactos del cambio climático, y resulta necesario que todos los sectores se comprometan inmediatamente a reforzar los planes de acción climática”, según sostiene el decreto municipal.

Además, la normativa contempla que “la situación en Mendoza se ve agravada por las fragilidades inherentes a ecosistemas de zonas áridas y sistemas ambientales estructurados por el recurso hídrico, siendo este uno de los componentes más afectados por la problemática mencionada”.

También, la norma establece la importancia de reducir las emisiones netas de carbono: “Es necesario apostar por la implementación de energías 100 % renovables, reduciendo a cero las emisiones netas de carbono lo antes posible, de manera urgente y prioritaria”.

El municipio se fija como meta para el año 2030, alcanzar una gestión climática de balance positivo, traduciéndose en una mayor absorción y reducción de gases de efecto invernadero.

En ese sentido, se creará un Fondo Verde Municipal para incentivar el cuidado del medio ambiente, premiando propuestas que reduzcan y capturen carbono equivalente, promoviendo inversiones para incorporar nuevas tecnologías, facilitando y promoviendo proyectos de desarrollo sostenible e investigaciones aplicadas a la resolución del cambio climático.

Dentro de las medidas específicas se encuentran la creación de 23 km de ciclovía, que incluirán la traza de Av. San Martín; espacios libres de humos en las plazas públicas y la ampliación de “Puntos Verdes”, entre otras.

Asimismo, se desarrollarán instrumentos fiscales y tributarios para incentivar la corrección de impactos ambientales negativas y la promoción de conductas sostenibles por parte de los contribuyentes.

Es importante destacar que la Ciudad ya viene dando pasos en ese sentido mediante distintas acciones.

Una de ellas es el Plan de Ordenamiento Territorial, a través del cual, mediante un análisis de variables del territorio y de la participación ciudadana, se detectaron problemáticas y potencialidades y se trazó un modelo de Ciudad deseado, realizable y sustentable con proyección a futuro.

Tags:

Esto tambien te puede interesar